crypto.jpg

Chinches

Identificación

El adulto tiene una longitud media de 6 a 7 mm, con el cuerpo delgado, alargado y de lados paralelos. La coloración es predominantemente verde con variaciones que van del amarillo al pardo. Posee dos manchas circulares de color negro en el escudete y la cabeza es pequeña y triangular. Las antenas son casi tan largas como la longitud del cuerpo.

Las ninfas son de color verde homogéneo.

Síntomas y daños

Los daños son producidos tanto por las ninfas como por los adultos cuando pican la base de los meristemos y pedúnculos florales para alimentarse. Como consecuencia de esta picadura el órgano atacado puede caer, apareciendo en la zona donde se ha realizado el corte una gotita de savia característica que sirve para diferenciarla de la caída fisiológica. La época de mayor sensibilidad en el caso de los cítricos es desde el estado fenológico de botón verde hasta el de botón blanco de la flor (entre febrero y abril). En ocasiones, se alimentan de las hojas tiernas, que como consecuencia de las picaduras aparecen deformadas y necrosadas.

Los síntomas descritos pueden confundirse con la caída fisiológica de hojas y flores en la variedad clemenules cuando se dan altas temperaturas, bajas humedades relativas y/o estrés hídrico en el suelo. Los brotes y hojas necrosadas también pueden ser confundidos con los daños producidos por heladas, por lo que conviene estar seguro de la presencia del fitófago antes de realizar tratamientos.

Biología

La hembra pone los huevos sobre la madera de los árboles o también en las plantas adventicias cercanas al cultivo. Las ninfas pasan por cinco estadios antes de llegar al estado adulto.

Se trata de una plaga acíclica que aparece en el cultivo de forma errática. Por lo general se considera que completa una generación al año y pasa el invierno en estado de huevo. Con la llegada de la primavera, los huevos eclosionan y las ninfas se desplazan en busca de alimento, preferiblemente, brotes tiernos, yemas o plantas herbáceas cercanas. Se trata de una especie polífaga y la podemos encontrar en plantas tan comunes como ortigas, parietaria o malvas además de diversos frutales.

Variedades atacadas

Todas las variedades son susceptibles de ser atacadas por el chinche verde, aunque parece tener una menor apetencia por los limones frente a naranjas y mandarinas. Por la naturaleza de los daños que causa, los ataques sobre plantaciones jóvenes deben ser seguidos con mayor atención.

Muestreo

Al ser una plaga poco común no se han desarrollado métodos de muestreo específicos, aunque sí es recomendable comprobar que los daños observados en la plantación hayan sido producidos realmente por el chinche, ya que algunos de los daños, pueden ser confundidos con los producidos por otros agentes. Para ello se recomienda la técnica de golpeo en una rama con síntomas y colocar un papel o tela debajo, si hay presencia de chinches se distinguen fácilmente sobre la superficie del papel o tela.

Umbral

Se recomienda tratar sólo cuando el 20-25% de los brotes están atacados.

Descripción

Nezara viridula es una especie ampliamente extendida por toda la cuenca mediterránea, es polífago y se encuentra tanto en cultivos como en plantas espontáneas.

El adulto tiene una longitud media de 15 mm aproximadamente, con el cuerpo ancho. La coloración es predominantemente verde con tres puntos más claros en la base del esculeto. En ocasiones la parte superior del escutelo presenta una coloración clara.

Foto J. Catalán

Puesta de Nezara viridula.

Foto de A. Urbaneja.

Adulto de N. viridula sobre fruto.

Foto de A. Urbaneja.

Ninfa de N. viridula sobre fruto con daños

Las ninfas son de color negro en los primeros estadíos para después tomar una coloración verde con manchas blancas y rojas (Fig. ).

La puesta está formada por huevos de forma cilíndrica agrupados en plastones (Fig.), son de color amarillo en su inicio virando a una coloración anaranjada según van evolucionando.

Ciclo biológico

La hembra pone los huevos en el envés de las hojas, las ninfas emergidas pasan por 5 estadíos ninfales hasta alcanzar el estado adulto.

Cada hembra puede poner hasta 100 huevos.

Por lo general se considera que completa dos o tres generación al año y pasa el invierno en estado adulto refugiada entre restos de vegetación.  Con la llegada de la primavera, los huevos eclosionan y las ninfas se desplazan en busca de alimento. Se trata de una especie polífaga y la podemos encontrar en plantas espontáneas desde donde más tarde colonizan los cultivos.

Daños

Los daños son producidos tanto por las ninfas como por los adultos cuando pican en las diversas partes de la planta para alimentarse. Como consecuencia de esta picadura pueden producir desecación o raquitismo en partes tiernas de la planta y en el caso de los frutos puede producir zonas decoloradas e incluso deformaciones en frutos como el tomate .

En el caso del cultivo de cítricos no se han citado daños importantes causados por esta plaga aunque si se ha detectado su presencia tanto en naranjos como en limoneros.

Foto A. Urbaneja

Posibles daños en fruto

Foto de A. Urbaneja.

Posibles daños de N. viridula en clementino

Variedades atacadas

En principio todas las variedades son susceptibles de ser atacadas por el chinche verde.

Enemigos naturales

Se han descrito algunos parasitoides de huevos de este chinche pertenecientes a los géneros Trissolcus (Hymenoptera: Scelionidae) y Ooencyrtus (Hymenoptera: Encyrtidae). También se han descrito sobre esta plaga al parasitoide de ninfas y adultos Trichopoda pennipes (Fabricius,1781) (Diptera: Tachinidae).